UVA TINTA

PRIETO PICUDO

Las muchas pero discretas cuevas bodega que aún pueden disfrutarse en Valdevimbre y Los Oteros dan fe de su arraigo en esta zona de Castilla León, donde antes tuvieron fama sus vinos de aguja y ahora se abren paso nuevos tintos, jóvenes y envejecidos.

Su peculiaridad juega a su favor y en su contra, pero tiene recorrido y finura para mantenerse en el tiempo y crecer.

Es de brotación media y maduración temprana. Tiene porte semierguido y produce más madera que uva. Es una cepa con vigor, fuerte y con prestancia.

Le comparan algunos, por diferentes motivos, con la Tempranillo y la Cabernet Sauvignon, lo que sin duda habla muy bien de ella.

4.135 hectáreas. Casi la totalidad está en Castilla León.

Pequeño, compacto y de forma cónica con alas.

Mediana, elíptica corta y de color azul negro.

Picudo, Verdejo Negro, Verdejo Tinto.